Qué es el blended working y cómo puedes aprovecharlo

Al igual que en el sector de la educación, el blended working (o trabajo combinado) empieza a pisar cada vez con mayor fuerza. Estamos en un contexto en el que se avecinan cambios importantes en las formas de trabajo tradicionales que predominaban hasta ahora. Como si de una evolución darwiniana habláramos, se trata de adaptarse o morir –bueno, tal vez nos pasemos de exagerados-. Lo que está claro es que la capacidad para ajustarse a esta nueva coyuntura provocada por la COVID-19 supondrá una gran ventaja diferencial tanto para empresa como trabajadores.

¿Qué es el blended working?

Pero empecemos por el principio. ¿Qué es el blended working y en qué consiste exactamente? Este anglicismo se compone por las palabras blend (mezclar o combinar) y work (trabajo). A grandes rasgos, podríamos traducirlo como “trabajo combinado”, “trabajo mixto” o “trabajo flexible”. Es decir, una modalidad de trabajo que combina tanto la presencia física como virtual. Además, una de sus principales particularidades es la independencia tanto temporal -poder trabajar cuándo se quiera- como espacial -con la opción de hacerlo desde donde se quiera-. Esta mayor flexibilidad en el ámbito laboral es percibida como un incentivo para el trabajador y, como ya sabemos, ¡un trabajador motivado es mucho más productivo y eficiente!

¿Podemos, pues, disfrutar del blended working con un sistema de teletrabajo en casa? La respuesta rápida sería: sí, podríamos. Pero como siempre, hay matices. Lo que al principio nos parecía la oportunidad de nuestras vida ha acabado convirtiéndose en nuestro peor enemigo: distracciones, aislamiento social, falta de un espacio de trabajo cómodo y adecuado, imposibilidad de ‘desconexión’ al finalizar la jornada, dificultad para exprimir nuestra productividad

Sí, el teletrabajo ‘mola’ pero cuando forma parte de un sistema flexible que nos permite otras formas de trabajo diferentes a la oficina tradicional y al teletrabajo en casa. El coworking, pues, se presenta como la mejor alternativa en estas circunstancias.

El coworking como mejor opción para fomentar el blended working

La mayor ventaja que ofrece el coworking es precisamente el suplir las carencias que encontramos en las modalidades de trabajo anteriores. La oficina tradicional ‘peca’ de poca flexibilidad y viene acompañada de una larga lista de gastos que en la mayoría de veces son muy difíciles de amortizar (alquiler, agua, luz, internet, limpieza, seguridad, etc.). En cuanto al teletrabajo en casa, las desventajas son las que ya mencionadas y que llevamos sufriendo muchos de nosotros desde hace prácticamente 2 meses.

Sin embargo, no vale cualquier espacio de coworking. Si queremos fomentar el blended working entre nuestros trabajadores, necesitaremos un espacio de trabajo con una atención muy personalizada que se ajuste al máximo a nuestras necesidades y que pueda ofrecernos la preciosa flexibilidad que buscamos. En este sentido, los coworking boutique son la mejor referencia en ello.

Por último, deberemos también curarnos en salud -¡nunca mejor dicho! y buscar un espacio con un protocolo de actuación contra la COVID-19 bien definido que ofrezca medidas de prevención e higiene adecuadas para garantizar un espacio de trabajo seguro para todos. Recuerda, ¡lo más importante en cualquier espacio de coworking son precisamente sus coworkers!

Fuente: Extractado de https://meetbcn.com/blog/coworking/blended-working-052020/

Artículos populares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

WhatsApp chat